Expresando preocupación sobre la marcha del proyecto de saneamiento del río Barbaña, mejora de la EDAR de San Cibrao das Viñas fase II


Esta mañana intervine en la Comisión de Transición Ecológica y Reto Demográfico en la formulación de cuatro preguntas parlamentarias y también lo hizo mi compañera diputada Ana Vázquez en la formulación de otra. Preguntas que fueron respondidas por el Secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán.

La primera versaba sobre la situación del proyecto de saneamiento del río Barbaña y la mejora de la EDAR de San Cibrao das Viñas (procedente de la pregunta al Gobierno con respuesta escrita número de expediente 184/003664/0000).

Para ello utilicé este guión argumental: “el 10 de febrero de 2020 el BOCD publicaba nuestra pregunta escrita por la que nos interesábamos por  la finalización en septiembre de 2019 de la redacción del proyecto de saneamiento del río Barbaña y la mejora de la EDAR de San Cibrao das Viñas (Ourense).

Como le consta nuestro interés por este tema actuación viene de lejos.

El 20 de febrero de 2019 estaba Vd. en el Congreso, respondiendo a una pregunta – tampoco respondida a su debido tiempo - relativa al saneamiento del río Barbaña y la mejora de la estación depuradora de aguas residuales de San Cibrao. 

Le decía entonces que el plan hidrológico de la parte española de esta demarcación catalogó al río Barbaña como una masa de agua en un estado peor que bueno; la cuenca de ese río es pequeña, no tiene regulación, con lo cual el caudal está sujeto a fluctuaciones en función de las precipitaciones, el estiaje es muy acusado en los veranos y otoños, con escasas precipitaciones, lo que provoca problemas porque este río pasa por una zona industrial que está en el polígono de San Cibrao das Viñas. Hay una estación depuradora de aguas residuales que se mejoró en el año 2015, rematándose una actuación que supuso una inversión entonces de 2 300 000 euros, que financió al 80 % la confederación y un 20 % la Xunta de Galicia, lo que vino a producir una clara mejoría de la calidad del agua, si bien, no es una solución definitiva.

La redacción del proyecto fue contratada por el ministerio en julio de 2018 por importe de 231.449 euros y la previsión era que estuviera finalizada a mediados del mes de agosto de 2019.

Lo cierto es que  la redacción del proyecto finalizó el pasado 13 de septiembre de 2019. El importe final abonado fue de 226.803,32 €, a expensas de la elaboración de la liquidación final del contrato, a realizar al final del período de garantía.

Desde aquella fecha ya pasó más de un año:


Consultando el BOE vemos como el 27 de septiembre de 2019 tuvo entrada en su Ministerio de una solicitud de inicio de la evaluación de impacto ambiental simplificada de este proyecto  “
Finalización del saneamiento del río Barbaña, mejora de la EDAR de San Cibrao das Viñas fase II)

Y el 4 de mayo de 2020 el Director General de Calidad y Evaluación Ambiental resolvió que era necesario el sometimiento del proyecto al procedimiento de evaluación ordinaria ya que se prevén efectos adversos sobre el medio ambiente.

Pero lo más preocupante es descubrir que los adjudicatarios de la  redacción del proyecto – la UTE ICEASA CONSULTORES SLU e INNOVACIÓN CIVIL ESPAÑOLA S-  hicieron mal parte de su trabajo en lo que respecta a la ubicación de ampliación de la depuradora, al preverlo en terrenos reservados para Plan Parcial del Sector SUR-T1-AR-28 que ya estaba aprobado y en vigor antes de la licitación de la redacción del proyecto. En concreto el 19 de mayo de 2011 y publicado en el BOP de 9 de junio de 2011.

Cuando el Ayuntamiento de San Cibrao das Viñas, en cuyo término municipal se ubica la EDAR, conoce esta infracción del planeamiento urbano de dicho municipio – en el trámite de alegaciones de la evaluación ambiental-manifestó el 31 de enero de 2020 su disconformidad con la ubicación propuesta a los efectos oportunos.

Además debemos hacer constar que existe disponibilidad de suelo libre en las cercanías de la infraestructura existente sin afectar al suelo incluido en dicho Plan Parcial.

En consecuencia, la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil autorizó la redacción de un pliego de prescripciones técnicas por Resolución de 30 de abril de 2020 para un contrato de asistencia técnica que adaptase el proyecto de finalización del saneamiento y de la EDAR de San Cibrao a los nuevos condicionantes.

Gracias al portal de transparencia conocemos que los Servicios de asistencia técnica para la adaptación del proyecto de mejora de la EDAR de San Cibrao das viñas, Fase II (Ourense), fue adjudicado el 21 de octubre de 2020 por un importe de  39.125,05   Euros a ICEACSA CONSULTORES SLU., es decir a la misma empresa a la que fue adjudicado por 191.279,85 € la redacción del proyecto.

¿Cómo es posible que se redacte un proyecto que contemple la ampliación de una depuradora y no se estudie su compatibilidad con el PXOM vigente?

¿Cómo se explica que hace pocas semanas se haya adjudicado la adaptación del proyecto a la misma empresa que redactó fallidamente el proyecto?

¿Que, responsabilidades administrativas se van a exigir a la empresa adjudicataria de la redacción del proyecto?

¿En qué medida, estos retrasos en la redacción y tramitación del proyecto están poniendo en serio riesgo la financiación de las obras con fondos FEDER 2014-2020 (+ 3 años de prórroga) que rematarán en el 2023?”

Puede consultarse la literalidad de mi intervención en este enlace desde el minuto 00:12:30 al 00:24:03

http://www.congreso.es/wc/wc/audiovisualEmisionSemiDirecto?codOrgano=376&codSesion=11&idLegislaturaElegida=14


Con la tecnología de Blogger.