Las cerca de 2.100 enmiendas del GPP a los PGE representan un proyecto de país que, desde la libertad y la igualdad, recoge las necesidades de todos los rincones de España

 

Hoy finalizó en el Congreso de los Diputados el plazo de presentación de enmiendas parciales, tanto al articulado como a las secciones.

Con este motivo, esta mañana en Jerez, la portavoz del GPP, Cuca Gamarra, aseguró que las cerca de 2.100 enmiendas parciales a los PGE de 2022 están presididas por los principios de libertad e igualdad, y buscan vertebrar nuestro país “dando respuesta a las necesidades que tienen todos los rincones de España”

Subrayó que el proyecto del PP supone “una alternativa para España, que se materializa en tres ejes: el fortalecimiento de las instituciones, una política económica que favorezca el crecimiento y una política social basada en el apoyo y la defensa de la familia”

Respecto al último de los ejes, explicó que los objetivos del PP son la protección de la familia, el fomento de la natalidad y la mejora de la conciliación laboral y familiar. Para ello se registran 40 enmiendas por valor de 1.500 millones de euros.

De entre las iniciativas sociales del GPP, destaca una partida de más de 400 millones para la gratuidad de la educación de 0 a 3 años basada en el concierto y las ayudas directas, otra de 10 millones para ampliar los beneficiarios de los tratamientos de fertilidad garantizando su acceso en el Sistema Nacional de Salud desde la equidad y otra de más de 800 millones en el ámbito de la salud para, entre otras cosas, seguir reduciendo las listas de espera en el ámbito de la dependencia.

También propone la ampliación de los permisos de paternidad y maternidad, duplicándolo para familias monoparentales, la bonificación fiscal para la contratación de empleados del hogar y el reforzamiento de un permiso retribuido para el cuidado de menores con enfermedad

“Todas estas enmiendas representan que el PP y el presidente Casado están listos para gobernar y llevar a cabo desde La Moncloa una agenda reformista, que es la que España necesita para seguir creciendo”, aseveró.

Señaló que “estos PGE están basados en las cesiones y peajes que tiene que pagar Sánchez a los independentistas y nacionalistas para seguir en La Moncloa”

Denunció que “los peajes de Sánchez a sus socios –Podemos, ERC y Bildu, entre otros- para seguir al frente del Gobierno los paga con el futuro de los españoles”. “No hay un proyecto de país, lo que hay es un acuerdo de intereses entre el Gobierno más débil posible con los independentistas que buscan mantenerse fuertes y con Bildu para excarcelar a los presos de ETA”, afirmó.

Remarcó la necesidad de que haya una financiación autonómica justa regida por el principio de igualdad, ya que en su opinión no pueden existir privilegios que establezcan Comunidades de primera y de segunda porque Sánchez dependa de los votos de los independentistas y nacionalistas. “El Gobierno debe garantizar el principio de igualdad entre todos los españoles, porque nadie debe partir desde una situación de desventaja”, aseguró.

Defendió que la financiación autonómica debe garantizar que todos los españoles pueden acceder a los servicios públicos en situación de igualdad, teniendo en cuenta el crecimiento poblacional, la edad media de cada territorio y la España despoblada.

Lamentó que la discusión dentro del Gobierno sobre modernizar o derogar la reforma laboral lo único que ha generado es “desconfianza, incertidumbre e inseguridad jurídica”

“Este debate dentro del Ejecutivo, que se ha convertido en una jaula de grillos, penaliza la creación de empleo”, remarca Gamarra, quien indicó que “esta es una de las claves por las que España no se está recuperando económicamente como otros países europeos”

“España tiene el doble de paro que la media europea y es campeón de la UE en paro juvenil”, por lo que reprocha al Gobierno que quiera derogar la reforma laboral que ha creado 3,5 millones de empleos y ha protegido cientos de miles de ellos durante la pandemia con los ERTE.

Con la tecnología de Blogger.