“Es necesario en tiempos de crisis apoyarse en las fortalezas y no en las debilidades“

Ayer en el Palau de les Arts Reina Sofía de Valencia, la Fundación CEDE-Confederación Española de Directivos y Ejecutivos celebró el XIX Congreso de Directivos, que tuvo como objetivo dialogar y reflexionar sobre el contexto que estamos viviendo, así como qué deben hacer los directivos y empresarios para abordar un escenario tan complejo. Bajo el lema ‘El tiempo del liderazgo transformador’, los asistentes aportaron su visión y propuesta de soluciones para hacer frente a un presente excepcional potenciando e impulsando el tejido empresarial.

La finalidad del encuentro fue aportar propuestas de futuro para sobrellevar el impacto económico derivado de la pandemia provocada por la COVID-19, poniendo en el centro al empresario y al directivo.

El Congreso contó con destacados líderes del panorama empresarial, como Isidro Fainé, presidente de la Fundación CEDE y de la Fundación Bancaria “la Caixa”; José Luis Bonet, presidente de la Cámara de Comercio de España; Antonio Garamendi, presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales – CEOE; Juan Roig, presidente de Mercadona; José Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia; Ángel Simón, vicepresidente de Suez; José María Álvarez-Pallete, presidente ejecutivo de Telefónica; Francisco Reynés, presidente ejecutivo de Naturgy; Cristina Garmendia, presidenta de la Fundación COTEC; Fernando Ruiz, presidente de Deloitte y Hilario Albarracín, presidente de KPMG.

Se pronunciaron muchos e importantes mensajes, entro otros que nos trasladan los medios de comunicación:

“Las empresas españolas necesitan seguridad y estabilidad, así como aprovechar el plan de fondos europeos, la mayor oportunidad que tenemos para transformar la economía y la sociedad”,

“El Gobierno debe virar al servicio de la gente y no perderse en divisiones que no conducen a ningún lado, mientras que la empresa tiene que ponerse las pilas y luchar en este momento de incertidumbre.

“En el actual contexto de crisis, la clave es generar confianza, estabilidad y entendimiento y para ello se necesita moderación, y este país es moderado”. 

”Los Presupuestos del Estado deben contar con el máximo nivel de consenso y se deben optimizar los fondos europeos para destinarlos a inversiones productivas, que generen riqueza, ya que lo contrario sería una irresponsabilidad tremenda”

“Es necesario en tiempos de crisis apoyarse en las fortalezas y no en las debilidades, ya que ahora estamos haciendo un túnel en el Himalaya y no se sabe qué profundidad tiene ni cuánto tiempo va a durar, y por eso hay que dedicarse a picar y no a mirar atrás”

“Los que sacarán adelante la crisis serán las empresas, los empresarios y los trabajadores”

Su Majestad el Rey, que ostenta la Presidencia de Honor de la Fundación CEDE-Confederación Española de Directivos y Ejecutivos, presidió el acto de clausura y destacó en sus palabras que "...desde Europa, se está haciendo un gran esfuerzo, con pragmatismo y solidaridad, para luchar juntos y hacer frente a los nuevos retos. Debemos ser conscientes de ello, y valorar las medidas y propuestas de los nuevos mecanismos de recuperación. Focalizarse en la sostenibilidad como eje de acción y apostar decididamente por la transformación digital permitirá que España lleve a cabo esa reestructuración tan necesaria para salir de la crisis...", también quiso señalar que "...el gran esfuerzo de adaptación que estáis realizando y que es inevitable para poder mantener y, en un futuro −ojalá sea lo antes posible− crear empleo y generar riqueza. Sois una parte muy relevante de la solución, y así lo habéis demostrado en los peores momentos de la pandemia. Confiamos en vosotros y os pedimos que sigáis trabajando en la misma dirección. Debemos recuperar la competitividad y el bienestar colectivo. Os necesitamos...".

Don Felipe continuó "...contáis con un gran prestigio a nivel nacional e internacional, que se fundamenta en el buen hacer, la lealtad, la transparencia y la ejemplaridad; son valores para transmitir y en los que os animo a perseverar. Gracias, por tanto, por vuestra valentía al encarar la situación excepcional que vivimos, afirmando al mismo tiempo vuestro compromiso con la competitividad empresarial...".


Con la tecnología de Blogger.