”Memorias de la democracia: 40 años de “un cambio brutal"


Publica este domingo el diario local “La Región “ un reportaje del excelente periodista Pablo Galán que titula “Memorias de la democracia: 40 años de “un cambio brutal" y que es consecuencia de un amigable encuentro que tuvimos ayer en la cafetería “La Rotonda” en el barrio de A Ponte dos representantes políticos de Ourense en diversas etapas.

Lo transcribo a continuación:

Antonio Rodríguez y Celso Delgado, pasado y presente en Cortes, reflexionan sobre la salud de la política

 "Fíjate que estábamos hablando que cubríamos toda la etapa democrática. En años le gano, en legislaturas no". Así arranca la conversación en una cafetería del barrio de A Ponte entre Antonio Rodríguez Rodríguez (A Peroxa, 1944) y Celso Delgado Arce (Ourense, 1958), dos políticos cuyas trayectorias en las Cortes engloban todas las legislaturas estatales desde la entrada en vigor de la Constitución, que acaba de cumplir el pasado viernes 41 años.

Rodríguez: "Me gustó tanto aquello que seguiría toda la vida. la política cambia como la sociedad, todo evoluciona"

PSOE y PP, frente a frente. Tan distintos, tan iguales. Son muchos los argumentos que comparten sobre la evolución de la política y del país, pero también sobresalen rápidamente las diferencias ideológicas, puro parlamentarismo.

"Me gustó tanto aquello que seguiría toda la vida, pero hay ciclos", afirma Antonio Rodríguez, diputado en el Congreso entre 1979 y 1996, año en que se mudó al Senado, donde estaría hasta el 2000, precisamente cuando Celso Delgado se estrenaba en el Congreso, donde sigue a día de hoy contabilizando ya ocho legislaturas. "Cuando él entró, yo estaba en cuarto de carrera, eran años apasionantes y se me despierta el interés político, me sabía el nombre de todos como si fueran futbolistas", rememora el popular que, sin embargo, no la practicó activamente hasta 1997, tras 15 años de ejercicio profesional, una experiencia que también tenía Antonio Rodríguez cuando el PSOE llamó a su puerta.

Política, medio o fin

Ese bagaje choca con la visión que se tiene en la actualidad sobre la política, con muchos de los líderes que hacen de ella su vida, ascendiendo en los partidos. ¿Lo ven así ellos?

"Puede ser, antes los que entraban tenían una trayectoria y hoy no es el caso", contesta Rodríguez, con quien coincide Delgado: "Seguramente sea así, pero hay muchos buenos dirigentes". No obstante, el popular sí ve que ha cambiado algo que le preocupa. "Vemos como hay muchos noes a la hora de ir en listas, uno de los problemas es que personas de gran valía, de cualquier ideología, no desean entrar porque parece que la política se ha convertido en sinónimo de buscar algo, que lleguen los mejores no es fácil, pero aún así hay buena gente", añade.

El ritual del congreso

El nivel de la clase política se ha vuelto a poner de actualidad con la reciente sesión constitutiva de la legislatura, con diputados peleándose por ocupar un escaño o juramentos y acatamientos de todos los colores. ¿Hay motivos para preocuparse?

"Creo que se hacen grandes titulares de anécdotas, que se convierten en categoría, el respeto fue lo dominante. Sí es cierto, no obstante, que cada vez el político está más pendiente de la imagen y quizá antes importaba más el contenido, hay mucha parafernalia, pero también sesiones larguísimas que da gusto escuchar. El discurso de que todos somos unos mantas no se corresponde con la realidad", sostiene Celso Delgado.

Por su parte, Antonio Rodríguez también rechaza esa idealización del pasado. "Siempre ha habido momentos tensos", señala el socialista, rememorando una anécdota: "Utilicé un latinajo y Loyola de Palacio me obligó a suspender el debate, interpretó que era una falta de respeto. Eso, ahora con twitter estaría en todos los lados". El histórico socialista sí matiza, con todo, que "antes el reglamento se cumplía estrictamente y cuenta como Gregorio Peces Barba (presidente del Congreso entre 1982 y 1986) le llamó la atención a un compañero de Pontevedra por no ir con corbata, la liturgia la teníamos ahí, yo la primera vez que entré me vino a la cabeza un obispo entrando en el Vaticano por primera vez".

En esta línea, también se cuela Celso Delgado. "Yo estaba al lado del ministro Sebastián cuando Bono le mandó poner la corbata y mira ahora, hay gente que va como le da la gana, algunos como si fueran a la playa. Un poco de decoro no viene mal, hay que mantener las formas. Ahora, unos vienen con una impresora, otros con camisetas con leyenda", dice el popular, al que matiza Antonio Rodríguez: "La sociedad también cambia". ¿Pero entonces, cualquier tiempo pasado fue mejor? "No, no, no", contestan al unísono, "todo evoluciona a mejor, ha sido un cambio brutal, estamos en un gran país". Palabra de diputados. 

El debate sobre la investidura: "¿ERC? Es tan preocupante como hablar con Vox"

Aunque anécdotas e historias copan la conversación, es ineludible tocar la negociación que ha emprendido Pedro Sánchez para formar Gobierno, tema en el que se sí sobresalen las diferencias entre Celso Delgado y Antonio Rodríguez.
"Ha dejado muy claras sus preferencias el presidente, eligiendo a Podemos como socio, pero a mí lo que me preocupa es que tomen las decisiones Junqueras, Puigdemont y Torra, que bailemos en función de ellos, de ERC", señala el popular, rápidamente replicado por el socialista.
"Entramos en debate, es tan preocupante como negociar con Vox y acordar con ellos. No se puede demonizar una negociación por el procedimiento, esperemos al resultado. No seamos apocalípticos", comenta.
Así, ambos se emplazan a repetir quedada para charlar una vez haya un desenlace en la negociación. "Me ganará en años porque esta legislatura va a llegar hasta el final", aventura Rodríguez. Celso Delgado es más cauto: "Yo no me atrevo a decir nada". 

Me gustaría que nos dejasen negociar sobre la estación, habría acuerdo"

A escasos metros del lugar escogido para la charla se pueden ver las obras en la estación del Empalme, símbolo de un proyecto como el AVE llamado a cambiar la historia de la provincia.

"Aquí tenemos un ejemplo de un proyecto colectivo, uno de los temas por los que sigo en política. Si gobiernas, estás encima, en la oposición también", asegura Celso Delgado, reconociendo el trabajo tanto de PP como de PSOE. Para Antonio Rodríguez, la colaboración entre ambos partidos debería producirse en varios temas. "Me gustaría que nos encargaran pactar el tema de la estación, sería laborioso, pero llegaríamos a un acuerdo", destaca el socialista, clave para que fraguase en el ocaso del siglo pasado la A-52: "Soltamos los perros internamente", rememora tras desvelar que se había enterado de que solo se proyectaba una autovía por el norte de Galicia.


Ahora, ambos piden un esfuerzo por pactar temas como las pensiones: "Hace falta". 

https://www.laregion.es/articulo/ourense/memorias-democracia-40-anos-cambio-brutal/20191207220810911485.html

Si desexa facer algún comentario poder enviar un correo celso.delgado@congreso.es

Recibirá resposta


Con la tecnología de Blogger.