El AVE a Galicia tendrá demanda y generará riqueza: mi respuesta al Sr. Ticó


Esta semana hemos conocido unas declaraciones del presidente de los ferrocarriles de la Generalitat y presidente de la Federación Española de Asociaciones de Transitarios, Enric Ticó, primero efectuadas en Twitter y luego en una entrevista en la Voz de Galicia.

http://www.lavozdegalicia.es/galicia/2011/08/25/0003_201108G25P7991.htm

Respetando su libertad de expresión, no puedo más que discrepar abiertamente con las opiniones vertidas por este alto cargo catalán del gobierno de CiU y aprovecho mi blog para decirle:

Que, resulta muy hiriente la calificación que hace de “sangría” a la inversión en el AVE a Galicia, y muy insolidaria su afirmación de que “sería suficiente con mejorar la línea convencional y adaptarla al transporte de mercancías”.

Debería el Sr. Ticó saber que CiU, con todos sus diputados, votó a favor el 22 de junio de 2004 de una Moción- a iniciativa del Grupo Parlamentario Popular y que yo defendí— luego aprobada por unanimidad y que fijaba que Galicia debería estar comunicada con Madrid por ferrocarril de alta velocidad en el año 2009. Y también le informo que todas las iniciativas que promovió el PP desde 2004 para impulsar el AVE gallego – la mayoría defendidas por este diputado – contaron con el respaldo de CiU y muchas de ellas la oposición del PSOE. Así, por ejemplo el 25 de junio de 2008 apoyaron nuestra iniciativa de crear una Subcomisión que se encargase de velar por el impulso y la ejecución de las obras públicas de competencia estatal pendientes de ejecutar en Galicia.

Debería saber también este alto cargo de la Generalitat que la triste realidad es que el plazo de llegada de la alta velocidad a Galicia del 2004 no se cumplió por el gobierno socialista, ni se podrá cumplir el luego comprometido plazo de 2012, ni desgraciadamente se podrá cumplir el finalmente fijado en el Pacto del Obradoiro de 2015.

Pues lo cierto es que este último plazo después de la fallida macrolicitación del Sr. Blanco y de las enormes demoras acumuladas en fase de proyecto, licitación, adjudicación y ejecución, lamentablemente tenemos ya que pensar en finales de 2018 como fecha objetivo para la conexión con la capital del Estado.

Mientras en Galicia esperamos y desesperamos, afortunadamente los catalanes desde el 20 de febrero de 2008 ya pueden viajar a Madrid en Alta Velocidad en 2 horas y 52 minutos. Y muy pronto en 2012 se pondrá en servicio la Línea de Alta Velocidad Barcelona-Girona-Frontera Francesa. De esas mejoras ferroviarias para Cataluña, yo personalmente me alegro mucho.

Más la triste realidad es que los 2.794.516 gallegos que vivimos en nuestra querida tierra no vamos a tener en varios años otra alternativa para viajar en ferrocarril a Madrid que seguir utilizando los servicios convencionales de larga distancia que dejan mucho que desear en calidad de los trenes, en frecuencias y tiempos de viaje.

Para conocimiento del Sr. Ticó, le informo que el número de servicios diurnos prestado por Renfe-Operadora entre Madrid y Galicia, es único en cada sentido.

Un tren que en sentido a Madrid que tiene dos ramas: de A Coruña sale a las 13,20 h. y de Pontevedra a las 12,50 h. Ambas ramas salen ya unidas de Ourense a las 15,46 y llegan a Madrid-Chamartín a las 21,08 horas. En la primera rama el tiempo de viaje es de 7 h. y 48 min. En la segunda es de 8 h. y 18 min.

El tren en sentido Galicia tiene también dos ramas: De Madrid-Clamartín sale a las 14:20 horas. En Ourense se forman dos ramas. Y la primera llega a A Coruña a las 21,58 horas y a Pontevedra a las 22,26 horas.En la primera rama el tiempo de recorrido es de 7 h. y 38 min. En la segunda es de 8 h. y 6 min.

Y si de servicios nocturnos hablamos entre Madrid y Galicia nos encontraríamos con solamente dos en cada sentido y 11 horas de viaje

Lo cierto es que estas frecuencias, horarios y tiempos de viaje citados suponen un agravio comparativo con las relaciones directas de otras Comunidades con la capital de España.

Hay que destacar que Galicia es la única Comunidad Autónoma que sólo cuenta con una relación diurna diaria con Madrid; de las restantes Comunidades, la que menos tiene es de tres relaciones y las hay de 12, de 20 y hasta de 44 relaciones, y la ratio de número de servicios diurnos/habitantes, todavía agrava hasta tres veces más esta relación de déficit.

Valga este ejemplo como muestra: desde Barcelona salen a diario 17 trenes con destino a Madrid (de ellos 16 son AVE) que pueden hacer el trayecto en 2,52 horas.

¿Son justas y razonables estas diferencias? ¿Es conocedor el Sr. Ticó de estas circunstancias? ¿Admitiría el Sr.Ticó para Cataluña unos servicios ferroviarios de larga distancia con Madrid con estas frecuencias y estos penosos tiempos de viaje?

Tenemos derecho a un tren de alta velocidad y no vamos a consentir que posiciones tan insolidarias como la del Sr. Ticó pretendan torpedearla. La situación actual del tren de larga distancia en Galicia es penosa y aseguro que la puesta en servicio de la alta velocidad generará demanda y riqueza, como lo acreditan los estudios de viabilidad realizados, y el sentido común dicta.

Por otra parte no debe desconocer el presidente de los ferrocarriles catalanes que estos retrasos monumentales en la ejecución de esta vital conexión ferroviaria a Galicia tienen mucho que ver con las carencias y monumentales inejecuciones presupuestarias y con la ralentización y paralización de trámites administrativos, mientras que desde el Gobierno socialista se priorizaban presupuestariamente y apuraban las obras para que llegara el AVE a otros territorios, entre otros a Cataluña.

Ejecutar la conexión entre Olmedo y Ourense, no es ningún despilfarro, por el contrario es una urgente y perentoria necesidad, por nuestro carácter periférico y los continuos diferenciales que padecemos en materia de infraestructuras del transporte respecto al conjunto del país.

Los gallegos y en general los que vivimos en el cuadrante noroeste de España no queremos que nadie nos regale nada, sólo que se cumpla lo comprometido y se haga efectiva la necesaria solidaridad y cohesión interterritorial

Recomiendo al Sr. Ticó que defienda lo suyo, pero sin quererle privar a los demás de las inversiones que en justicia les corresponden.

Muchos, entre los que me encuentro, no lo vamos a consentir.
Con la tecnología de Blogger.